Cultura de Reciclaje

Ahorrar recursos para un mejor futuro

Cuando se habla de ahorro, normalmente se asocia con el concepto de guardar el dinero para una meta o proyecto futuro. Sin embargo, ahorrar involucra también un estilo de vida que implica conservar y saber administrar todo recurso que consideremos importante para tener un buen futuro, como por ejemplo los recursos vitales y que no son renovables como el agua.

El agua es mucho más importante de lo que pensamos. Además de ser fuente de vida de todos los seres, sirve para producir electricidad, producir alimento, como medio de transporte y lugar de supervivencia de numerosas especies de fauna y flora. Por ello, es indispensable cuidar, conservar y defender todas las fuentes de agua bien sea potable o no potable evitando su desperdicio y contaminación.

El principal acto de apoyo a esta causa, es ahorrar, aprovechar y cuidar el agua en todas las acciones del día a día, como:

• Tomar duchas cortas de menos de 10 minutos.
• Cerrar la llave mientras te cepillas los dientes o afeitas.
• Al lavar los platos, primero enjabonar y luego enjuagar.
• Reutilizar el agua de la lavadora para tareas de aseo.
• Poner una botella de 1 litro de agua en las cisternas de los inodoros para ahorrar en las descarga.
• Evita lavar tu vehículo con manguera.
• Arregla rápidamente las fugas de agua en tu hogar.
• Reporta daños en llaves o tubos de agua públicos y denuncia el desperdicio de terceros.
• Si visitas un río, vas al mar o cualquier fuente hídrica y ves basura, no dudes en recogerla y depositarla en la cesta o recipiente correspondiente más cercano.
• Comparte estos consejos con otras personas. Una de las fuerzas de cambio más poderosas es el “voz a voz”.

Siguiendo estos tips, en poco tiempo notarás el cambio no solo en tu factura del agua, sino también en tu entorno, aportando para que sea posible tener un futuro sustentable y para todos.

Descubre cómo puedes ganar dinero reciclando aquí